Preguntas frecuentes

Preguntas generales

El VIH representa el Virus de Inmunodeficiencia Humana y es el virus que causa el SIDA (Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida).

Las ETS son Enfermedades de Transmisión Sexual, que incluye el VIH, clamidia, gonorrea, herpes, sífilis, Virus de papiloma humano (VPH) y otras más.

La forma más común para la transmisión de VIH y de otras ETS es mediante el contacto sexual (ya sea por sexo vaginal, anal u oral). Las infecciones pueden ser también transmitidas al compartir agujas, teniendo contacto con sangre infectada o por la madre a su bebe durante el embarazo o al dar a luz.

Muchas personas con el VIH no tienen síntomas por varios años después de ser infectadas. Algunas personas al poco tiempo después de ser infectadas desarrollan síntomas temporales leves parecidos a los de una gripe leve o de inflamación de glándulas. Después de un periodo de que alguien ha sido infectado con VIH, puede exhibir síntomas de SIDA siendo por lo general más graves.

La única forma para saber con seguridad si te has infectado y para protegerte, es haciéndote una prueba.

Muchas personas no muestra síntomas. Los que sí, pueden mostrar una variación de síntomas que incluyen dolor al orinar, secreción, ampollas en la región genital y muchos más.

La única forma de saber realmente si estas infectado es ir con un profesional médico.

Sí. En Texas, puedes llamar al 2-1-1 para informarte en dónde puedes recibir una prueba del VIH y otras ETS. Si tienes alguna pregunta acerca del VIH y de otras enfermedades de transmisión sexual, llama al 1-800-CDC-INFO (1-800-232-4636).

En la sección de recursos de este sitio web, puedes encontrar hojas informativas que contienen la información básica acerca de los síntomas, la transmisión y el tratamiento para el VIH y otras ETS, al igual encontrarás enlaces a otros sitios en el país con más información acerca el VIH y otras ETS.

Preguntas acerca de las pruebas y tratamiento

En Texas, la mayoría de los condados, cuentan con centros de prueba. Encuentra el más cercano a ti.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades en los EE.UU. (CDC, por sus siglas en inglés), calculan que 1 de cada 5 norteamericanos tienen el VIH y no lo saben. La única forma segura de saber si uno ha contraído el VIH es haciéndose la prueba.

Si el resultado es negativo, puedes seguir los pasos para mantenerte así. Pero si es positivo, puedes obtener tratamiento para proteger a tu pareja, mantenerte sano, prolongar y mejorar la calidad de tu vida.

Si nunca te has hecho la prueba del VIH debes hacértela por lo menos una vez. El CDC recomienda que te hagas la prueba del VIH por lo menos una vez al año si haces cosas que pueden aumentar tus probabilidades de contraer el VIH. Estas incluyen:

  • Reutilización de jeringas para preparar o inyectarte drogas o esteroides
  • Relaciones sexuales a cambio de dinero o drogas
  • Relaciones sexuales con una persona infectada por el VIH
  • Más de un compañero sexual desde la última vez que te hiciste la prueba de VIH
  • Relaciones sexuales con una persona que haya tenido relaciones sexuales con otra(s) persona(s) desde la última vez que te hiciste la prueba del VIH

Platica con tu proveedor de salud acerca de que tan seguido debes hacerte la prueba del VIH

Sí. Las mujeres embarazadas deben hacerse la prueba del VIH durante la primera visita prenatal y durante el tercer trimestre de cada embarazo. Algunas mujeres embarazadas y sus hijos recién nacidos también podrían necesitar hacerse la prueba del VIH al momento del nacimiento.

Si tienes síntomas de ETS, o si alguien con quien hayas tenido relaciones sexuales tiene una ETS, debes hacerte la prueba lo más pronto posible.

Puedes tener una ETS sin tener síntomas; si alguna vez has tenido relaciones sexuales sin protección y desconoces si la persona tiene ETS debes hablar con tu proveedor de atención médica para hacerte una prueba de ETS.

Sí. Las mujeres embarazadas deben hacerse una prueba de sífilis en su primera visita prenatal y al dar a luz. Si la sífilis no es tratada puede causarle al bebé problemas durante el embarazo y el parto tales como la ceguera, sordera, daño cerebral e inclusive hasta la muerte.

Si la sífilis es detectada a tiempo, puede ser curada antes de que suceda algo. También es buena idea hacerte la prueba de gonorrea y clamidia durante tu primera consulta prenatal.

Depende de las pruebas y en dónde te las hagas. Muchas clínicas de salud pública en Texas ofrecen pruebas de las ETS a bajo costo o gratuitas basándose en la escala de tarifas móviles (en base a lo que puedes costear). Asegúrate preguntar por el costo cuando llames para hacer una cita.

En Texas, la capacidad de un menor de edad* de dar su consentimiento para su propio tratamiento médico la rige el Código Familiar de Texas, Capítulo 32, Sección 32.003, "Consentimiento de tratamiento por un niño” (en inglés).

Según está ley, el menor de edad tiene derecho a dar su consentimiento para el diagnóstico y el tratamiento de una enfermedad infecciosa, contagiosa o transmisible que sea notificable al departamento de salud estatal. Y eso incluye el VIH/SIDA, la sífilis, la gonorrea y la clamidia.

La ley también deja a discreción de los proveedores de salud notificar a los padres o tutores de los tratamientos médicos dados a o necesarios para el menor de edad. Consulta a tu proveedor de salud si tienes alguna pregunta sobre cómo él podría ejercer dicha discreción antes mencionada.

*Según el Código Familiar de Texas, Capítulo 101, Sección 101.003, un "niño” o "menor de edad” significa una persona menor de 18 años de edad que no está y no ha estado casada o a quien no se le han retirado las incapacidades por minoría de edad para propósitos generales. Esta definición es aplicable al leerse el Código Familiar, Sección 32.003 a menos que alguna de las disposiciones de dicha sección claramente indique lo contrario.

No, pide la prueba de las ETS por nombre. No puedes suponer que te están haciendo la prueba de las ETS sólo porque te han sacado sangre, has dado una muestra de orina o porque has tenido un Papanicolaou.

Se honesto con tu proveedor de atenciones médicas. No le vas a causar impacto ni te va a juzgar. Si te incomoda pedirle a tu doctor que te haga una prueba, toma en cuenta que puedes hacerte la prueba en una clínica de salud pública.

Sí. El Programa de Medicación para VIH de Texas (THMP, por sus siglas en inglés) provee medicamentos recetados por el doctor para el tratamiento de enfermedades causadas por el VIH y por otras infecciones en personas infectadas por el VIH. Los Tejanos con VIH que cumplen con los requisitos establecidos según sus ingresos, podrían ser elegibles para el programa. El THMP en colaboración con farmacias locales provee medicamentos a clientes a través de todo el estado. Para informarte más, visita el sitio web de THMP o llama al 1-800-255-1090 entre semana de 8 a.m. a 5 p.m. hora estándar central. Si aún tienes alguna pregunta, contacta el Programa de VIH/ETS de DSHS por correo electrónico, hivstd@dshs.texas.gov, o llámanos al (512) 533-3000.

Última actualización 11-06-2018